El Infiltrado

NDF_0546bn

Como todo aficionado a la fotografía, en mis comienzos tuve una fase de filtros. Sobre todo porque ya tengo algunas canitas y empecé en esto en la era de los carretes, donde los filtros se hacían valer más. Luego los abandoné. Y más tarde renuncié a los famosos Skylight. Mi argumento era que me gastaba mucho dinero en lentes demasiado buenas para estropearlas con un cristalito que costaba una mísera parte de lo que costaba el objetivo. Dado que yo no era un fotógrafo de situaciones de riesgo, lo de proteger la integridad de las lentes con un Skylight no era un argumento de peso. Y hasta ahí se puede contar lo más interesante de mi affair con los filtros.

Desde aquella lejana Canon de película que compré en las navidades del año 89, siempre me fascinaron las fotos de larga exposición. Incluso las puse en práctica antes de tener un primer trípode construyendo soportes bastante sui géneris cuyos resultados animaron a la compra de uno, un Velbon de aluminio de 11.000 pesetas ¡que aún conservo! y me sirve en más de una ocasión para sujetar accesorios de iluminación.

Ya llevaba algún tiempo con la intención de hacer fotos con exposiciones extremas más allá de lo que un diafragma 22 y un ISO 50 permitían, motivo por el que hace algún tiempo compré un filtro de densidad neutra ND X16 que me permitía aumentar 4 pasos las exposiciones. No lo he usado muchas veces pero me he divertido bastante con él a pesar de que no han aparecido demasiadas fotos por este blog. Quizás porque echaba en falta algo y ese algo era no poder llegar siquiera a exposiciones con luz solar considerables como "largas", aunque fuese al atardecer.

Así que ahora he dado un paso más y hace uno días me compré un filtro de 10 pasos. Un ND X1000 (aunque debería ser un X1024 pero los fabricantes sabrán más de marketing y han decidido redondear).

Y bueno, aquí vengo a molestar un rato con las primeras experiencias de ayer mismo por la tarde, como siempre en mi laboratorio favorito: Guadalquivir a la altura de Triana.

Como curiosidad en estas foto, no hay personas, ya que las exposiciones prolongadas hacen que las personas en movimiento no queden registradas en la imagen. De hecho, en la siguiente imagen debería aparecer una barca que a pesar de lo lenta que iba, no aparece ni siquiera el halo.

NDF_0547
2 minutos y 35 segundos a f8.0 y 320 ISO

NDF_0550
81 segundos a f8 y 320 ISO.

NDF_0552
Se pueden apreciar las siluetas de dos personas que
permanecieron parte del tiempo sobre la barandilla.
2 minutos y 8 segundos a f11 y 320 ISO.

Decidí cerrar un poco más el diafragma para incrementar el tiempo pero sobre la marcha tuve que restar segundos a ojo porque de repente se encendieron las luces del puente. Se puede ver que por esta causa las casas del fondo están subexpuestas.

Por último, aunque este tipo de fotos se suele hacer en su mayoría en blanco y negro, no deja de ser curioso ver este efecto en color. Sólo eché en falta un poco más de actividad en el agua para que hubiese movimiento y un poco más de viento que habría propiciado el efecto seda más acusado sobre el agua. Unas cuantas nubes y habría sido el despiporre. Pero... ya habrá más tardes.

NDF_0546


Comentarios

Entradas populares de este blog

Adriana Lecouvreur

Retorno a Úbeda con el Modo Turista ON