martes, 27 de julio de 2010

Lisbeth Scott


En 2006 tuve la oportunidad de escuchar en directo y fotografiar a alguien que hasta ese momento sólo conocía como colaboradora en la banda sonora de Munich, de John Williams, y en la Pasión de Cristo de John Debney. Éste fue el punto de partida para comenzar a escuchar sus propios discos. No son fáciles de encontrar en España, pero gracias a Internet ¿quién dijo miedo?

Así que me alegró la noticia de su vuelta y el saber que la podría escuchar en dos ocasiones: el concierto de True Blood y el recital de la segunda noche, donde no sólo cantaba sino que además tocaba el piano. ¿Se puede pedir más?

Por otra parte, me vais a permitir el siguiente comentario: Con la salvedad de las fotos de ópera que hago habitualmente, esto de fotografiar a compositores de cine, de clásica y a directores de orquesta, está muy bien. Pero tiene una contraprestación: más del 90% son hombres y la mayor parte con el pelo blanco... si es que lo tienen. No hagáis cuentas. Lo tengo comprobado.

Se agradece mucho tener una mujer bella delante del objetivo para variar. La pena es que no tuve la ocasión de fotografiarla en solitario como con Dave Grusin. El ensayo con el conjunto de True Blood estaba demasiado abarrotado como para moverse con soltura. Si hubiese sido así, probablemente habría quemado varias tarjetas de memoria. Pero no descarto que esa oportunidad surja. Como dice el refrán español, “no hay dos sin tres”. Y además, ¡ambos somos jóvenes!

De todas formas aquí va una de las instantáneas junto a Randy Edelman, ya enseñada en una entrada anterior, pero con la secuencia desarrollada.

Lisbeth Scott & Randy Edelman

Afortunadamente aún pude tomar algunas fotos que no fueran las del concierto, sujetas a posiciones más lejanas, durante las pruebas de sonido.

IMG_9443

IMG_9433

IMG_9452

IMG_9351

Las siguientes fotos ya forman parte del recital del viernes.
IMG_9629

IMG_9622

En esta foto acompañada al piano del compositor Sergio de la Puente.
IMG_9661


3 comentarios:

Sergio Arán dijo...

De las tres que has puesto juntas, me gusta mucho la de del centro. Y otra, muy natural, es cogiéndole el hombre a Edelman.
Como siempre, fotos fantásticas.

Julio dijo...

Gracias Sergio.

Personalmente me encantan este tipo de fotos instantáneas. A veces incluso más que cuando están en el trabajo de interpretar música. Coincido contigo en las favoritas.

Y eso que no me sentía con la total confianza de cuando conoces a alguien de viejo y sabes que puedes disparar sin molestar. Entonces ya me descoso con el disparador.

Anónimo dijo...

Me encanta la 9452, Julio. Bellísima foto de esa bellísima mujer al piano con su reflejo arriba.

Luis